Detalles Etapa

KMs recorridos
1,617 km
Origen
Khinak, Laos (Laos)
Destino
Huay Xai, Laos (Laos)

Mapa Etapa

Bitácora: LAOS, POR LA CARRETERA 13 EN BICI

LAOS

Frontera de entrada: Dong Kalaw-Trapaeng Kriel
Frontera de salida: Huai Xai- Chian Khong
Visado: En la frontera 35Us dolar
Terreno: De la frontera de Camboya hasta Vientianne, plano. De Vientianne a Huai Xai, frontera con Thailandia montagnoso con bastante desnivel.

Alli no habia nadie. era la hora de la comida y la frontera estaba desierta. Despues de una hora de espera, llega el funcionario que tenia que hacerme la visa. Una foto, pagar los 35 dolares que correspondia con mi pasaporte (segun la nacionalidad varia el precio) y a los minutos ya tengo la pegatina. El sello de entrada al pais fue otra historia. Como ya me habian advertido, el funcionario con cara de pocos amigos que ponia el sello de entrada al pais, pedia dos dolares por hacer su trabajo, si no, no habia sello, y sin sello no entras. Y asi estuvimos con un tira y afloja de paga, no pago, cerrar la ventanilla, paga, no pago. Hasta que aparecieron dos turistas mas a lo lejos, y viendo que podia perder cuatro en vez de dos dolares, me puso el sello y me dio el pasaporte. Ya estaba en Laos.

Tenia pensado recorrer la carretera numero 13, que recorre este pais alargado de sur a norte, pero antes, un dia de merecido descanso en unas islas en el rio Mekong, justo al lado de la frontera. La guia decia que era un lugar muy tranquilo, lejos de las aglomeraciones de los turistas, y como la guia era un poco antigua, la cosa habia cambiado. Pero el lugar seguia teniendo su encanto, y apartandose un poco del lugar donde desembarcaba la pequegna barcaza que hacia de transporte hasta la isla, el sitio era tranquilo.

El rio es vida, y el Mekong es un claro ejemplo de ello. Alargadas y estrechas embarcaciones de madera van de una a otra de las numerosas islas. A pescar, a hacer la compra o al colegio. Mas arriba, las barcazas y los ferrys, siguen uniendo poblaciones y transportando mercancias por esta gran autopista que es el Mekong, dandole vida y color.

El sur del pais cerca del Mekong es muy parecido al norte de Camboya, el terreno es plano, campos de arroz y cultivos de maiz y cagna de azucar. El pais esta un poco mas desarrollado que Camboya, y la vida es un poco mas cara. Pero sigue siendo bararto para los occidentales. La tipica sopa de fideos de arroz que hay por todo el sudeste asiatico, cuesta un poco mas de un euro. Y un racimo gigante de platanos entorno a cincuenta centimos. Asi que la energia del ciclista esta asegurada. Eso si, en el norte hay menos poblaciones, y no se puede dejar escapar el plato de sopa en el primer lugar que se ve porque a veces no hay otro hasta la tarde.

A partir de Vientianne, la capital, el terreno cambia completamente, el paisaje se torna verde, los planos se convierten en elevaciones calizas, y las rectas en curvas que buscan su paso entre la dificultad del terreno. Mucho denivel, grandes rampas y ambiente mas humedo. Con bonitos sitios para poner la tienda al lado de rios o en la cima de los collados, incluso alguna piscina de agua termal para acabar el dia.
Por el camino sitios turisticos como Van Bieng o Luang Prabang. Esta ultima una ciudad que conserva su arquitectura colonial, plagada de templos y monasterios al lado del Mekong. En la que todas las magnanas al amanecer, los monjes salen a pedir limosna por las calles. 

Y en la carretera bastantes cicloturistas recorriendo el pais con esa forma tan bonita de viajar que es la bicicleta.

Pero sin duda lo mejor de Laos , las pequegnas aldeas que iba pasando por el norte, al lado de la carretera, tranquilas por el dia, y llenas de vida al atardecer. En la que los ningos juegan, los adultos estan a sus quehaceres, charlando al lado del fuego, o tomando la ducha en las fuentes del pueblo. Ellos en calzoncillos y las mujeres se tapan muy habilidosamente con esos grandes bucles de tela que lo usan tanto de falda, como de cortina unipersonal a la hora de la ducha. 

Con sus casas de madera, bambu y  hojas para el tejado. Construyendo con lo que les da la naturaleza. 

Y despues de mucho subir y bajar, unos dias de descanso en Luang Namtha gracias a la hospitalidad de Rene, un aleman afincado en este tranquilo pueblo en el norte de Laos. 

La frontera estaba  cerca y el visado llegaba a su fin. Para despedir el pais con buen sabor de boca, la carretera hacia Thailandia pasa al lado del parque nacional de Nam-Ha, selva y mas selva se pierden a lo lejos.

Antes de la frontera, un cilcoturista con mucha informacion. Viene de America, hacia donde volare en unos meses, y va hacia Europa de donde yo vengo. A si que nos pasamos horas al lado de la  carretera, hablando y compartiendo datos de lugares para ciclar, fronteras y consejos de ruta. Mucho mejor que Google! Hasta que me despido con un: -Eh! Me voy que me cierran la frontera!

Cinco minutos antes de la hora a partir de la que te piden 2 dolares mas( no se sabe porque) me estapan el sello de salida. Adios Laos.

Y de Laos, pocas fotos, una nueva baja tecnologica en el equipo y la camara de fotos me ha dicho adios, habia vuelto a la vida despues de una inmersion de la bicicleta en un rio en Mongolia, pero ahora ha sido definitivo. A si que hasta nueva sustituta las fotos seran desde la tableta, que por mucho que digan, no son lo mismo.